Este estudio de caso sigue con la estela del que fue la inauguración de la nueva sección, aquel estudio de caso sobre una traducción técnica del inglés al español realizada en el mes de agosto. En esta ocasión, os presentaremos uno de los proyectos de mayor volumen en la historia reciente de Ontranslation, la traducción biomédica francés-español del catálogo de productos 2014-2015 de la empresa Dominique Dutscher SAS.

Cliente:

Dominique Dutscher SAS

Necesidad:

Dominique Dutscher SAS es el buque insignia del Dominique Dutscher Group, uno de los pesos pesados de la industria biomédica en Francia. Con un extenso catálogo de productos —más de 1.500 páginas— enfocado al mercado francés, se encontraron con la necesidad de llevar a cabo su traducción al castellano y su maquetación, ya que tenían como objetivo posicionarse como referentes en el mercado español.

La empresa tenía que llevar a cabo un proyecto de grandes dimensiones. No solo entraban en juego el grandísimo volumen de la publicación y los plazos —tenía que estar todo listo para la temporada 2014-2015— sino que, la propia temática del catálogo, compendio de productos destinados a la investigación biomédica, requería que la traducción la llevasen a cabo profesionales especializados en el sector. A todo esto, había que añadirle la maquetación del catálogo, por lo que la complejidad del proyecto se multiplicaba. El cliente necesitaba a un proveedor que tuviese la capacidad multidisciplinar para llevar un proyecto de estas características a cabo, de manera íntegra.

Solución:

La solución a la necesidad experimentada por Dominique Dutscher SAS pasaba por encontrar a una agencia de traducción capacitada para llevar a cabo un proyecto de estas características, con diversas disciplinas implicadas. La decisión de adquirir finalmente los servicios de Ontranslation, les permitió contar con profesionales aptos para realizar una traducción especializada, una maquetación ágil y efectiva y la revisión de arte final en los plazos acordados. Además, la continua comunicación con el cliente permitía a ambas partes resolver y tramitar en el menor plazo de tiempo posible cualquier duda o cambio que pudiese surgir.

Desarrollo del proyecto:

El cliente nos proporcionó los archivos a traducir tanto en formato PDF como en formato IDD, de este modo, disponíamos de los documentos que servirían de base para la extracción del contenido y su posterior traducción y de los documentos que se utilizarían para la maquetación del catálogo traducido. Dado el gran volumen del contenido, el presupuesto se basó en el cómputo realizado mediante SDL Trados a partir de los archivos PDF convertidos a archivos en formato Word, de este modo, se pudieron calcular tanto el número de palabras totales como las repeticiones internas. No se llevó a cabo una extracción manual de todo el contenido hasta una vez que se inició el proyecto, ya que esto hubiese hecho imposible la entrega del presupuesto en un plazo aceptable. De todos modos, aun y cuando disponíamos de los archivos en formato IDD, la extracción era inevitable, pues la complejidad de la maquetación requería una gran especialización en el uso de la herramienta, y una traducción dentro del mismo archivo resultaba inviable. En este caso, separar el proceso en traducción y maquetación era fundamental para garantizar la máxima calidad de ambos trabajos.

Una vez aprobado el presupuesto, no se procedió a la extracción total del contenido de los archivos, pues el elevadísimo volumen habría atrasado considerablemente el inicio de la traducción. Se decidió dividir la totalidad de los documentos a traducir por lotes, de esta manera, se procedería a un flujo continuo y ágil de trabajo de extracción, traducción, maquetación y revisión. El equipo técnico extraía los archivos PDF a un formato de solo texto a la vez que el equipo de traducción traducía el material del que ya disponía. Cuando se acaba de traducir un capítulo, se enviaba al equipo de diseño y este se encargaba de su maquetación, tras lo cual, se llevaba a cabo tanto la revisión del contenido como la de arte final, quedando así listo cada lote. Eso sí, el trabajo era continuo, las tareas se llevaban a cabo a la vez, todas y cada una de ellas, para poder asegurar el cumplimiento de los plazos del proyecto.

Las entregas se realizaron de manera escalonada, es decir, lote a lote, según estos se iban traduciendo y maquetando. De esta manera la calidad del producto final estaba asegurada, pues existía un feedback continuo con el cliente, que podía revisar los lotes recibidos o apuntar todo aquello que necesitaba ser modificado y reenviárnoslos para que aplicásemos los cambios correspondientes y pudiésemos añadir los textos definitivos a una memoria de traducción y desarrollar una terminología validada que suponía un aumento exponencial de la calidad de las traducciones de cada lote nuevo. Y no solo eso, el cliente también podía realizar una revisión de arte final de cada lote y comunicarnos los cambios que se debían aplicar, en caso de ser necesario, para que nosotros pudiésemos modificar los documentos maquetados y reenviárselos en su versión final.

De este modo, gracias a las referencias previas y a la elaboración continua de memoria según se validaban los lotes entregados, se pudo completar el trabajo de traducción y maquetación en unos plazos muy competitivos, ofreciéndole al cliente un producto de calidad listo para su impresión, y aportando una solución a la situación en la que se encontraban.

Catálogo Dominique Dutscher Ontranslation

Catálogo Dominique Dutscher

Beneficios:

Contar con los servicios de Ontranslation, le ha permitido a Dominique Dutscher SAS disponer de un catálogo de sus productos traducido al español y totalmente maquetado, listo para su distribución y con una calidad final resultado de un trabajo llevado a cabo por profesionales especialistas en la traducción biomédica francés-español.

Gracias a esto, Dominique Dutscher SAS tiene ahora la herramienta perfecta para darse a conocer y posicionarse como referentes del sector biomédico en el mercado español, que en estos momentos presenta un gran potencial y tiene muy buenas expectativas de crecimiento.

Pero hay que decir que nada de esto hubiera sido posible sin el excelente trabajo llevado a cabo por todo el equipo implicado. Tanto traductoras —Maria, Marina, Leticia, Raquel, Vanessa y Iolanda— como maquetadores —Jose y Sergio— y gestor —Alex—, han dado su mejor cara durante todo el proyecto y han demostrado que todo es posible con espíritu de trabajo y una buena planificación.

En Ontranslation siempre estamos preparados para darle una solución satisfactoria a tu necesidad. No pararemos hasta eliminar todas esas barreras lingüísticas y culturales que se interponen en tu camino hacia el éxito. ¿A qué esperas para echarlas abajo?

¿Te ha gustado nuestro post? Recibe nuestra newsletter mensual con el mejor contenido de nuestro blog.  

Posts relacionados:

#189. Estudio de caso: traducción técnica inglés-español 

#103. La importancia de traducir (bien) y localizar manuales de instrucciones